USA TUS MANOS DE TRAILERO PARA SEDUCIR A TU PAREJA

USA TUS MANOS DE TRAILERO PARA SEDUCIR A TU PAREJA

Tienes muchas ganas de tener relaciones con tu pareja, pero ella dice que no se encuentra demasiado dispuesta. No tienes porque darte por vencido, te enseñaremos como conquistarla  y hacer que cambie de opinión a través de un buen masaje.

Crea una atmósfera acogedora

Discretamente, pon una música tranquila, enciende algunas velas, creando un ambiente cálido. Dile que quieres cuidar de ella, hacer que se sienta mejor y empieza a ayudarle a quitarse la parte de arriba de su ropa. Asegúrate de poner una toalla encima de la cama, para prevenir que se ensucie con aceite, e invítala a que se recueste.

Elige una loción

Un masaje bien dado implica el uso de algún tipo de loción, aceite o crema, porque el contacto directo entre tu mano seca y su piel puede ser incomodo, generando mucha fricción. No tienes que gastar mucho dinero, utiliza una de sus cremas favoritas o si quieres sorprenderla con una nueva loción, ten en cuenta sus aromas favoritos. Frota la loción en tus manos, para calentarla, antes de ponerla en contacto con la piel de tu pareja.

Planea mentalmente tus movimientos

Debes hacer un precalentamiento, al igual una noche de sexo apasionado, e ir cambiando las intensidades y presión de tus movimientos.

Algunos movimientos que puedes hacer:

  • En forma de corazón: Pon una mano en cada lado de su zona lumbar a una distancia de 1cm de la columna. Debes apoyarte levemente en las palmas de tus manos y aplicar un poquito de presión. Empieza a deslizar y subir tus manos desde la parte inferior de su espalda hasta llegar a sus omóplatos y cervicales. Desliza la mano en forma de corazón volviendo a bajar para su zona lumbar. 
  • En forma circular: Puedes ir dibujando círculos por toda su espalda y hombros con ambas manos y en direcciones opuestas. Puedes ir cambiando el tamaño de los círculos y presión. Son excelentes movimientos tanto de precalentamiento, como para finalizar un masaje.
  • Con los pulgares: Debes empezar por su lumbar, posiciona tus pulgares en ambos lados de su columna. Fricciona levemente tus pulgares en sus músculos y vas alternando las manos, empiezas con una, luego haces el movimiento con la otra mano, para unos segundos en cada punto y lo masajeas bien, y vas subiendo con tus manos hasta llevar  a sus cervicales. Mucho cuidado, debes evitar  tocar directamente su columna.

Para acabar, pon tus manos  en la mitad de su espalda durante unos 10 segundos. Un masaje de aproximadamente 15 minutos es el tiempo ideal para conseguir que ella se relaje y al mismo tiempo esté estimulada sexualmente. 

valley-business-services




Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *