ACCIDENTES POR CAMBIOS DE CARRIL

ACCIDENTES POR CAMBIOS DE CARRIL

Cambiar de carril con un camión grande requiere la completa atención del conductor debido a la necesidad de monitorear los puntos ciegos en los laterales del camión y el espacio en frente del camión. Cambiar de carril con mucha frecuencia o no seguir los procedimientos adecuados para realizar este movimiento pueden provocar accidentes. Técnicas para evitar accidentes al cambiar de carril:

 

1) Asegúrate de que tus espejos están ajustados correctamente.

2) Limita los cambios de carril. Entra en el carril que tienes que estar y permanece allí.

3) Mantén una velocidad constante para que no tengas que cambiar de carril para adelantar otros vehículos con tanta frecuencia.

4) Cambia de carril con bastante antelación antes de llegar a la ubicación requiera ese cambio, para no verte obligado a hacer un cambio de carril agresivo en el último minuto.

5) Comprueba regularmente tus espejos, cada tres a cinco segundos.

6) Ten en cuenta qué vehículos están en el espacio alrededor de tu vehículo. Si un vehículo estaba visible y ahora no lo está, debes asumir que el vehículo está en tu punto ciego y, por lo tanto, no debes hacer un cambio de carril hasta que puedas determinar que el vehículo ya no está al lado del tuyo.

7) Indica anticipadamente tus intenciones de cambiar de carril para mantener a los otros conductores informados con mucha antelación sobre tus intenciones antes de que tengas que cambiar de carril.

8) Verifica una vez más, justo antes de hacer el cambio, que ningún vehículo se haya movido al espacio que planeas ocupar.

 

Cuando cambies de carril hazlo de forma segura. Los riesgos más comunes son:

 

1) No estar concentrado en la tarea en cuestión. No hagas ninguna actividad que pueda distraerte como comer, tratar de alcanzar algo o cambiar de radio hablar por teléfono.

2) Conducir muy cerca del vehículo que va adelante. Aumenta la distancia para proporcionar un margen de seguridad mientras compruebes tus espejos y puntos ciegos. A menudo, las colisiones traseras se producen cuando el conductor está concentrado en el tráfico lateral y por detrás suyo y no en el tráfico que tiene delante.

3) No comprobar adecuadamente tus puntos ciegos. Los conductores deben vigilar los otros vehículos para asegurarse de que no se muevan a través de los puntos ciegos. Un truco para observar los puntos ciegos es mover tu cabeza y cuerpo para ver los espejos desde un ángulo diferente.

4) No asegurarte de que haya suficiente espacio en el carril al que te incorporas. Si tu cambio de carril hace que los demás tengan que reducir la velocidad o maniobrar, no tienes suficiente espacio. Espera por un espacio más grande.

valley-business-services




Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *